La noche era negra como el chapapote

No he tenido tiempo ni ganas de postear durante la mayor parte del mes de agosto. Demasiado trabajo que hacer y poco avance tangible le quitan a uno las ganas de contar nada.

Hoy que ya no es agosto hago una excepción. Hace mucho que no veia la mañana de un dia no laborable, pero es que hoy no puedo dormir.

La temperatura ha bajado estos dias (sobre todo por la noche), lo que hace que ahora mismo la luz del sol de la mañana sea muy agradable y reconfortante. Espero que al menos sea lo suficientemente reconfortante para quienes estos dias lo necesitan más que nunca.

Otros años por estas fechas estaría protestando por lo poco que me gustan las fiestas patronales/municipales de esta ciudad. Este año tengo otras preocupaciones. Debe ser que me hago viejo.

Un comentario en “La noche era negra como el chapapote”

Los comentarios están cerrados.